Higiene y otros cuidados para el Yorkshire

El yorkshire es una raza de perros muy inteligente y una excelente mascota. Sin embargo, tener un compañero de estas características requiere de ciertos cuidados especiales en cuanto a su higiene. Debido a su largo pelaje, el yorkshire necesita un baño bastante regular y corte de cabello con cierta frecuencia.

Pero más allá de las duchas, esta pequeña raza necesita un cepillado diario para mantener el pelo libre de enredos. Con un baño semanal bastará, ya que el baño en exceso tampoco es bueno. Al tener un pelaje tan largo, la zona que más suele ensuciarse es la cercana a sus genitales. Para mantener un mejor aseo, lo conveniente es limpiar con un paño húmedo en este lugar.

Al rededor de los ojos puede llegar a formarse una mucosidad o lagaña, que también es recomendable limpiar todos los días con un paño húmedo. En caso contrario se irá acumulando y luego será más difícil remover la suciedad. Además limpiamos cuidadosamente la zona de los oídos, procurando no mojar las partes internas.

Más allá de su largo pelaje, el yorkshire no cuenta con una capa interna que lo mantenga caliente durante el invierno. Es por ello que lo ayudaremos a sobrepasar este clima tan frío ofreciéndole un abrigo que podemos adquirir en cualquier tienda para perros o elaborarlo con nuestras propias manos.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.