¿Cómo Educar a tu Perro?

Si tienes un perro, seguramente lo amarás incondicionalmente, tal como él hace contigo. Pero debes tener presente que, para convivir con él de forma satisfactoria, es imprescindible seguir ciertos consejos y educarlo para que haga caso de las órdenes que le das y que no traspase los límites que decidas imponerle.

educar a tu perro

Si aún no tienes mascota y estás pensado en tener una, recuerda que lo primero que debes tener en cuenta es que existen multitud de razas de perros grandes perfectas si dispones de un hogar espacioso, pero si por el contrario tu casa no posee unas dimensiones adecuadas será importante que te lo pienses, pues tampoco puedes imponer reglas al animal constantemente.

Lo cierto es que yo adquirí mi mascota a través de un criador profesional en el Portal del Criador y ya estaba muy bien educada, por ello, ya conocía una de las órdenes básicas y ya acudía cuando la llamabas por su nombre. Esto es importante y necesario, porque nos permitirá reunirnos con nuestra mascota si salimos de paseo, y queremos irnos. Para que tu perro aprenda a obedecer esta orden, es importante que se la enseñes desde cachorro, dentro de tu casa, para que, una vez que le permitas pasear fuera de ella, acuda a tu llamado.

La forma más adecuada es pronunciar la palabra “ven con claridad, acompañándola de gestos que la apoyen, como por ejemplo señalar el lugar en el que estamos. Es importante llamar al perro siempre con la misma palabra, para que la asocie inmediatamente con lo que le queremos decir. No es conveniente que usemos su nombre, pues hay muchísimas oportunidades en que lo diremos, sin necesidad de que sea para que venga hacia nosotros.

Una vez que el perro acude a nuestro llamado, debemos recompensarlo, Unas caricias, o unas felicitaciones bastarán. Para que no asocie el hecho de cumplir la orden con el fin del paseo, llámalo unos minutos antes de irte.

Otra orden importante es la de que el animal se quede quieto, y no moleste a sus dueños mientras come, o realiza alguna otra actividad. La palabra “quieto” puede enseñárseles, recompensándolos cuando obedecen. En ocasiones, podemos reforzar el aprendizaje agregando una golosina a las recompensas.

Para enseñarles el significado de la orden “quieto” o “sentado, debes dar la orden en un tono enérgico y seguro, mostrándole al perro la palma de la mano, como haciendo el gesto de “detente”.

Para que pasear a tu perro no sea una tarea titánica, debes enseñarle desde pequeño a aceptar la correa. Si el animal está acostumbrado a ella, no tirará, y los paseos serán más relajados y disfrutables.

Una buena forma de asegurarte que tu perro no se pierda es colocarle una medalla con tu número de teléfono, para que puedan devolvértelo si se pierde.


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.




Uso de cookies

Las cookies de este sitio web se usan para personalizar el contenido y los anuncios, ofrecer funciones de redes sociales y analizar el tráfico. Además, compartimos información sobre el uso que haga del sitio web con nuestros partners de redes sociales, publicidad y análisis web, quienes pueden combinarla con otra información que les haya proporcionado o que hayan recopilado a partir del uso que haya hecho de sus servicios. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.Más información

ACEPTAR
Aviso de cookies